Netflix no está acabando con las visitas a cines según nuevo estudio.

No hay relación aparente entre la asistencia a una sala de cine y el consumo vía streaming

Los apocalípticos pronósticos que dicen que plataformas como NetflixAmazon o Hulu terminarán por dejar en lo obsoleto a las salas de cine parecen estar equivocados. Un nuevo estudio revela que no es así como funciona la dinámica entre ambas formas de consumo cultural, sino que más bien se complementan, por lo que ya no tendría que ser mal visto entre la academia y las organizaciones fílmicas que estas compañías traten de competir en las ceremonias de premiación.

De acuerdo con Variety, un estudio de la Asociación Nacional de Dueños de Cines de Estados Unidos, la gente no deja de ir al cine por las opciones que le ofrece Netflix, sino que el público que va a las salas también es el que más horas de streaming consume en promedio. Por ejemplo, la encuesta encontró que las personas que fueron al cine nueve o más veces en el último año tuvieron un promedio de 11 horas de streaming a la semana.

100% en Hulu, eso no quiere decir que no irán este fin de semana a ver El Regreso de Mary Poppins, sino todo lo contrario: lo más probable es que lo hagan. El estudio parece confirmar que los cinéfilos no dejan las salas de cine debido a catálogos digitales, sino que consumen ambos de forma regular independientemente de sus demás opciones para ver películas.

El estudio fue realizado a 2,500 personas y más de la mitad de quienes aseguraron que no fueron al cine en los últimos 12 meses también dijeron no ver películas o series en línea. Sólo 18 por ciento de quienes dijeron que no fueron al cine sí ven en promedio ocho horas de streaming a la semana. Por lo que es erróneo pensar que lo digital acabará con la gran pantalla. Todo parece indicar que quienes gustan del cine lo ven en uno u otro medio.

También se encontró que es equivocado pensar que las nuevas generaciones prefieren Netflix o sus similares a ir al cine, pues el grupo de edad de 13 a 17 años vio 7 películas durante el año y alrededor de 9 horas semanales de streaming, el consumo más alto de cualquier grupo de edad. Esto quiere decir que los jóvenes siguen yendo al cine y también han aceptado las plataformas digitales como fuente de entretenimiento.

Te recomendamos: Los estrenos de Netflix en enero de 2019

Mientras que 2018 vio tremendas ganancias en taquilla gracias a películas como Avengers: Infinity War – 79%Venom – 35% o Los Increíbles 2 – 90%, en 2017 el panorama para los dueños de complejos de cine en Estados Unidos no fue el mismo, lo que los llevó a realizar esta investigación para entender mejor el consumo de entretenimiento, sólo para encontrar que no se puede culpar al streaming de la baja en ventas de boletos.

Muchas más preguntas que respuestas surgen gracias a estos datos, ¿será que la predominancia de series en Netflix sea el factor de sus altas horas de consumo frente a las visitas al cine? ¿Por qué razón hay gente que simplemente no está interesada en ver películas ya sea en cines o en casa? ¿Se puede atribuir esta falta de interés a lo repetitivo de la industria? Hay más de un hilo que seguir gracias a este estudio, pero la rivalidad entre streaming y salas ya no es uno de ellos.

por:tomatazos.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here